Francisco Martín Moreno

Autor de 27 novelas históricas, Francisco es hoy en día, el escritor más leído de México. A la fecha cuenta con millones de lectores de México, Estados Unidos y Europa. En ningún caso las primeras ediciones de las novelas de Martín Moreno han sido inferiores a los 100 mil ejemplares, un tiraje inédito en México.

Además de haber investigado y recreado abundantemente la historia de México, Martín Moreno ha recibido diversos galardones nacionales y extranjeros tanto por su obra literaria, como por la periodística, habiendo publicado hasta la fecha más de 4 mil columnas en diarios mexicanos y europeos.

El objetivo central de sus conferencias no solo consiste en practicar un análisis de los orígenes del atraso mexicano, sino proyectar las ventajas de una nueva realidad económica y social después de revelar las herramientas con que cuenta México para construir el país con el que todos soñamos.

A la fecha Francisco Martín Moreno es uno de los más sobresalientes líderes de opinión de México no solo a través de sus columnas periodísticas, sino por medio de su participación en programas de radio y televisión de gran atractivo para el público.

Sus novelas y ensayos más conocidos.

• MÉXICO NEGRO
• LAS CICATRICES DEL VIENTO
• LA DISCULPA
• LA RESPUESTA
• LOS MEXICANOS A CONTRA LUZ
• CARTAS A UN MEXICANO
• MÉXICO SEDIENTO
• LAS GRANDES TRAICIONES DE MÉXICO
• MÉXICO SECRETO
• MÉXICO MUTILADO
• MÉXICO ANTE DIOS
• MÉXICO ACRIBILLADO
• ARREBATOS CARNALES I
• ARREBATOS CARNALES II
• ARREBATOS CARNALES III
• 100 MITOS DE LA HISTORIA DE MÉXICO I
• 100 MITOS DE LA HISTORIA DE MÉXICO II
• EN MEDIA HORA LA MUERTE
• MÉXICO ENGAÑADO
• MÉXICO ESCLAVIZADO

Por su amplia experiencia como historiador, politólogo, líder de opinión y columnista en diarios nacionales e internacionales, ha dictado conferencias en Estados Unidos, Suiza, España, Alemania y desde luego en México en distintos foros universitarios, empresariales y políticos, ha hecho diagnósticos y agudos análisis de México de cara al futuro basado en los orígenes del atraso del país, apasionado en temas como la cara oculta de México, educación, desarrollo, entorno político y democracia. Reconocido en diversos ámbitos por su amor y pasión al investigar los pasajes más polémicos de la historia política y religiosa del país plasmados en sus ensayos, novelas, columnas y conferencias.

Su Opinión


Si la democracia es el vivero en donde se reproduce lo mejor del género humano, y México llegó a la democracia apenas hace 15 años, entonces en la historia encontramos todas las explicaciones para entender nuestra realidad actual. Si bien es cierto que el 1 de julio se llevaron a cabo una elecciones inobjetables, la verdad es que llevábamos 3,000 años sin democracia y sin lograr la construcción de un Estado de Derecho, lo cual explica, entre otras razones, la existencia de 50 millones de mexicanos sepultados en la miseria porque la educación fracasó, pero tiene remedio. Si China rescató a 350 millones de chinos en 15 años, México puede superar esa hazaña y otras más, tal y como lo logró el presidente Lula, en Brasil.

¿No es extraño que los mexicanos radicados en EU sean tan exitosos que nos mandan casi 27 mil millones de dólares al año? ¿Qué haríamos sin esos 27 mil millones de dólares enviados por quienes cruzaron la frontera norte sin zapatos? Hoy nos mantienen quienes salieron de México por hambre.

¿Por qué razón Estados Unidos y Canadá, nuestros mismísimos socios del TLC, envían miles y miles de millones de dólares a Asia, a China, Viet Nam, Corea o Tailandia, para lograr maquilas baratas, en lugar de mandar sus capitales a México? Integramos una economía interdependiente, ellos necesitan de nuestra mano obra, ciertamente muy calificada, y nosotros de sus capitales. Si nos uniéramos con más eficiencia, audacia y talento, generaríamos millones de empleos, de puestos de trabajo, con lo cual se desplomaría el conflicto migratorio entre los respectivos países y se aprovecharían las ventajas fiscales y geográficas, entre otras más. Una maravilla.

La existencia de un 60% de mexicanos en la informalidad, exige la promulgación de una reforma tributaria a fondo. Una recaudación fiscal sana permitiría ya no tener que destinar los ingresos derivados de las exportaciones de petróleo para financiar el gasto corriente, sino a la construcción de infraestructura, puertos aeropuertos y carreteras, en lugar de financiar a 5 millones de burócratas.

Dentro del proyecto de una Reforma laboral, debemos suprimir trabas a empleos productivos competitivos con China en América latina. Crear regiones geográficas con condiciones laborales y fiscales similares a las prevalecientes en China. Aprovechemos la vecindad con EU y las ventajas del TLC. ¿Cuánto cuesta la mano de obra en China? Instalemos en las zonas marginadas de México maquiladoras al estilo de China con las mismas condiciones económicas y fiscales asiáticas, pero con las ventajas geográficas de México.

Debemos ampliar el TLC para orientarlo a la construcción de una Unión Norteamericana, acercándonos al objetivo de la Unión Europea. Nuestro TLC no se ha movido desde 1994, o sea casi 20 años. En esta nueva etapa del TLC, que va más allá de la esfera estrictamente comercial, deberemos abordar el tema de la migración, de la energía, infraestructura, de las instituciones supranacionales, como el tribunal de Estrasburgo, fondos de cohesión social, seguridad regional y moneda única, el dólar, de acuerdo a la misma estructura del euro…

Un México nuevo se construye con ideas nuevas, mismas que resulta imposible resumir en un apretado espacio como el presente. Se debe contar la historia para entender el presente y poder hacer proyecciones de cara a al futuro.

¿Por qué no convertir las islas Marías en un gigantesco casino con puertos, aeropuertos, condominios, servicios marítimos, hoteles, campos de golf y tenis, en lugar de albergar a rufianes. Hagamos una reforma turística. Si España captó 90 mil millones de dólares en 2017, ¿por qué México no puede superar nuestros casi los 20 mil millones de dólares, si contamos con más de 400 centros arqueológicos, 20 veces más que Egipto, además de ciudades coloniales, música, bailes, gastronomía, playas de talco y gran servicio y calidad humana?